Remedios Naturales

Creemos en un equilibrio entre la medicina tradicional especialmente en su rol de diagnosticar enfermedades y el uso prudente de los remedios naturales al alcance de todos como el agua en la forma de hidroterapia, el aire puro, el sol en su justa medida, el descanso y el manejo del estrés, el masaje, selectas hierbas medicinales, la nutrición adecuada, el ejercicio y la temperancia.

En Wellnesshaus lo único que haremos es darte las herramientas para hacer cambios y ponerlos en práctica en tu casa para que te puedes mejorar tu calidad de vida.

Alimentación sana

¿Sabes cómo tener una alimentación sana y equilibrada? Aquí te decimos los hábitos que debes de cambiar.

Una alimentación sana involucra dos aspectos: evitar los alimentos que perjudican al organismo y usar con moderación los alimentos que son beneficiosos, destacando la alimentación vegetariana rica en fibras y nutrientes encontrados en los alimentos integrales.

Ingestión regular de agua

El agua es vital para el ser humano y representa cerca del 60% del peso de un adulto y, en el caso de los bebés, 70%.

El agua es esencial para transportar alimentos, oxígeno y sales minerales, además de estar presente en aquello que se elimina como el sudor y las lágrimas, en el plasma sanguíneo, en las articulaciones, en los sistemas respiratorio, digestivo y nervioso, en la orina y en la piel.

Respirar aire puro

El aire que respiramos tiene oxígeno. Los glóbulos rojos toman el oxígeno de los pulmones y lo transportan a las células del cuerpo.

Cada célula necesita de oxígeno para hacer funcionar sus “usinas” de energía. Los glóbulos rojos de la sangre, por lo tanto, transportan el dióxido de carbono de vuelta a los pulmones. Cuando expiramos, el gas carbónico es expulsado con el aire pobre en oxígeno.

Exposición a la luz solar

En la dosis correcta, la luz solar es una de las grandes aliadas de la salud, no solo de la mente sino que también del cuerpo.

Una de las principales orientaciones es que las casas tengan lugares con iluminación solar. A veces es necesario remover cortinas, abrir las ventanas, subir las persianas para que los rayos del sol entren a los ambientes.

Práctica de ejercicio físico

Practicar ejercicio regularmente contribuye a mantener una buena salud y a prevenir enfermedades.

Los adventistas sugieren que las actividades físicas se hagan diariamente, por lo menos 30 minutos cada día. Hay también estudios recientes que dicen que tres sesiones de 10 minutos proporcionan los mismos beneficios que una sesión de media hora.

Haga reposo

Dormir bien es tan esencial y positivo para el organismo como llevar una buena alimentación o practicar actividad física regularmente.

Además de dormir el número correcto de horas diariamente, es importante reservar un día de la semana para un proceso de restauración de las relaciones sociales y familiares, descanso de las actividades físicas y mentales cotidianas y mayor conexión espiritual con Dios.

Ejerza la temperancia

Temperancia abarca más que la abstinencia de ciertos tipos de drogas lícitas o ilícitas...

Temperancia abarca más que la abstinencia de ciertos tipos de drogas lícitas o ilícitas, sino el uso de los remedios naturales de Deus, además de una vida equilibrada en el trabajo, la recreación y en las relaciones interpersonales.

Confíe en Dios

Confiar en Dios puede parecer un concepto muy simple; pero puede ser más importante de lo que se ve.

Es imprescindible para una salud integral de calidad la vivencia de una religión práctica y no apenas la fe nominal. Confiar en Dios es más que saber que él existe, sino tener una relación de amor con él.
Translate »